vapers

Nos llaman «vapers» o «vapeadores»

Vapers

Se les reconoce detrás de una nube de humo blanco, el que exhalan cada vez que dan una calada a un cigarrillo electrónico. Los usuarios de estos dispositivos forman parte de un ejército de convencidos cada vez más numeroso.   Mientras la Organización Mundial de la Salud (OMS) celebra el descenso paulatino de fumadores tradicionales en el mundo, la industria del cigarrillo electrónico y del tabaco sin combustión crece con rapidez por todo el globo.  Y lo hace rodeada de glamour, con dispositivos de diseño y atractivos por su sabor a cereza, chocolate, manzana o incluso marihuana.

Métricas vapeadores

Los «vapeadores» han pasado de ser siete millones en 2011 a 31 millones en 2018 y el negocio seguirá creciendo. Euromonitor Internacional, un grupo de investigación de mercados, estima que en tres años habrá casi 65 millones de consumidores.

Los fabricantes de cigarrillos electrónicos o «e-cig» tienen en Estados Unidos, Japón y el Reino Unido.  Pero en el top 10 de consumidores figuran varios países europeos como Suecia, Italia, Noruega y Alemania. España no está en el grupo de cabeza, pero cada vez cuenta con más seguidores – unos 400.000, según Anesvap, la Asociación Española de Vaporizadores Personales, bien por moda o porque se ve como la alternativa menos mala al tabaco.

Vapeadores en Argentina

En Argentina  es un proceso que llevará tiempo aún avanzar y así tener métricas precisas, debido a los intereses de los grandes empresarios que operan la legislación en este sentido.